American staffordshire terrier dog playing with little kitten

¿Cómo presentar a un perro con un gato y viceversa?

Comportamiento , , 0 Comments
CompartirShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

“Llevarse como perros y gatos” es una expresión muy utilizada para indicar que una relación no funciona nada bien. Pero, contrario a este dicho, la convivencia entre estos animales puede convertirse en un amor infinito.

La clave está en presentar a un perro con un gato de la manera adecuada, para que estas mascotas puedan llegar a quererse y convertirse en grandes compañeros de aventuras.

presentar a un perro con un gato 4
Imagen vía shareably.net

Presentar a un perro con un gato

Primer encuentro

Decirte con certeza la reacción que tendrá tu perro o gato cuando le presentes a su nuevo amigo es imposible, pues cada uno tiene una personalidad distinta; algunos no le darán mayor importancia, otros se mostrarán muy emocionados o por el contrario se mostrarán tímidos y querrán esconderse.

Es por esta razón que te recomendamos realizar este proceso de manera lenta  y segura para controlar más fácilmente las reacciones del perro o gato. Te proponemos los siguientes pasos:

presentar a un perro con un gato 2
Imagen vía cutecats

 

1. Antes de presentar a un perro con un gato o viceversa, asegúrate de proporcionarle un espacio propio a la nueva mascota, que sea cómodo y completamente acondicionado para ella. Así, la harás sentir más segura y después de un tiempo querrá explorar el lugar.

Te recomendamos leer:  Cómo preparar tu hogar para recibir una mascota

2. Mantén a tu perro en un cuarto contiguo al cuarto del gato, con la puerta cerrada. Deja que se huelan por debajo de ella y observa la reacción de tu mascota. Si se muestra tranquila, está lista para ver a su nuevo amigo. Un guacal también es una excelente opción para que el gato esté adentro mientras el perro lo huele.

3. Antes de abrir la puerta para presentar al perro con el gato, asegúrate de que el can tenga puesta su correa y se encuentre tranquilo. Si está muy emocionado, es mejor que lo saques a pasear o juegues un rato con él para que al momento de conocer al gato esté calmado. El gato también debe tener una actitud mansa para evitar cualquier accidente.

¡Momento de abrir la puerta!

4. Deja que el perro entre al cuarto donde está el gato, quien deberá estar ubicado en una mesa o lugar elevado, con una distancia prudente que los separe.

Permite que se miren el tiempo que sea necesario y no presiones a ninguno de los dos para que se conozca con el otro, ellos te harán saber que están listos para relacionarse.

presentar a un perro con un gato 5

5.  Lo primero que querrá hacer el perro es oler al gato. Mantén una actitud tranquila pero observa con atención cualquier signo de tensión o incomodidad para evitar rasguños o mordidas.  

6. Si ves que tu perro o gato se eriza ante la nueva presencia, hazte frente a él con una actitud defensiva, mostrando que no tolerarás ese comportamiento.

7. Cuando el perro y el gato no muestren ninguna señal de tensión, suelta la correa del primero y permite que se acerquen un poco más, cuidando que el can no se le vaya a tirar al minino, o este le lance un arañazo.

Una buena idea para hacer antes de realizar todo el proceso, es cortarle las uñas al gato y así no lastimará ni tus brazos ni tu perro.

8. Repite estos pasos durante al menos una semana en la que el perro y el gato estén separados. Al encontrarse en la habitación siempre deberá haber alguien que los vigile y controle.

presentar a un perro con un gato3
Imagen vía elconfidencial

Convivencia diaria

Posterior al primer encuentro, debes realizar algunas tareas que permitirán que el perro y el gato vayan adaptándose a la presencia del otro. Un gran consejo que te damos es que los alimentes al mismo tiempo, pero ubicando sus comederos en lados opuestos.

De esta manera podrán olerse y sentir la presencia del otro, la cual asociarán con algo tan rico como el momento de comer.

Después de las primeras semanas, en donde la curiosidad por el otro disminuirá, deben aprender a respetar los espacios del otro. Un gato debe tener su rascador elevado como ruta de escape y el perro también debe tener un lugar en donde el gato no lo moleste.

Para tener en cuenta

  • La presentación de los cachorros con perras o gatas se dará de manera natural pues debido al instinto maternal que tienen, muchas querrán proteger al nuevo miembro de la familia.
  • Por otro lado, para los perros adultos mayores es mucho más difícil adaptarse a una nueva mascota pues se pueden sentir reemplazados y necesitan de más cuidados.
  • Por eso, antes de llevar un gato o un perro a tu casa, es necesario que evalúes las condiciones de espacio y la personalidad de tu actual mascota.
  • Bajo ninguna circunstancia consientas más a una mascota que a la otra. Esto puede afectar profundamente el lazo de amistad que lleguen a entablar, así que proporcionales el mismo nivel de atención y cariño.

presentar a un perro con un gato 6

Y tú, ¿cuáles consejos crees que son importantes para presentar a un perro con un gato?

 

CompartirShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *